Vigencia: De 2014 hasta 2016
Estado:

En las últimas décadas ha surgido una preocupación mundial por la protección del medio ambiente debido al cambio climático y entre sus impactos probables podemos mencionar el aumento en la temperat

ura promedio de todo el planeta, la elevación del nivel de los mares y la modificación de los patrones de lluvia afectando a toda la población mundial. Los cambios se deben en gran medida a las actividades de carácter antropogénico que han aumentado las concentraciones de las sustancias nocivas en la atmósfera.

La vigilancia y control de la contaminación atmosférica tiene como objetivo la medición de los contaminantes presentes en el aire (calidad del aire) y de concentración emitida a la atmosfera por los distintos procesos industriales. Estas mediciones nos van a proporcionar información básica que permite controlar dichos procesos y como realizar modificaciones a fin de reducir la emisión de contaminantes al ambiente que respiramos.

Los Compuestos Orgánicos Volátiles (COV) son precursores del ozono troposférico y contribuyen con la formación de smog foto químico cuando reaccionan con otros contaminantes como los óxidos de Nitrógeno (NOx) y con la luz solar, y de esto radica la importancia de cuantificarlos y controlarlos, ya que afectan la calidad del aire y por ende la salud del ser humano. (ISMA, 2010).

El Ministerio de Ambiente y Energía plantea su agenda café que busca promover la gestión ambiental en diversos sectores económicos del país; es decir, impulsar la evaluación, medición y seguimiento, mediante mecanismos y regulaciones que aseguren que las actividades, obras y proyectos, se enmarcan en una visión de desarrollo sostenible.

La Refinadora Costarricense de Petróleo (RECOPE) en cumplimiento con la ley, busca ser parte del esfuerzo nacional para disminuir y contrarrestar el impacto de las emisiones a la atmosfera en el calentamiento global y requiere solucionar los problemas de emisiones fugitivas de estos compuestos en los patios de carga de combustible en los tanques cisternas que se encargan de su distribución.

Este proyecto busca la implementación de las mejores prácticas de control de COV disponibles que sean económicamente viables para las operaciones del Plantel y que le permita demostrar su cumplimiento del marco regulatorio vigente.

Se busca realizar los estudios necesarios para generar una propuesta de diseño de un sistema de Control de pérdidas de COV para reducir el impacto ambiental y a la salud generada como también reducir las pérdidas económicas que se generan por las emisiones evaporativas que se presentan en el proceso de distribución realizado en el Plantel de Ochomogo.

Para lograr este objetivo se propone una colaboración conjunta entre el Instituto Tecnológico de Costa Rica (TEC) y el plantel de RECOPE Ochomogo. El TEC aportará a través de un proyecto de carácter interdisciplinario los profesionales y la generación del conocimiento requerido a través del cumplimiento de los objetivos planteados. Por su parte Recope, brindará todas las facilidades necesarias para el levantamiento de la información y los datos necesarios para la estimación de las emisiones generadas la distribución de los distintos tipos de combustibles realizadas en el plantel de Ochomogo.